Cargando...

La mayoría de los antibióticos recetados de forma preventiva por los dentistas son innecesarios.

Los estudios en entornos ambulatorios de atención médica primaria han demostrado que el 30% de los antibióticos recetados son innecesarios, hasta ahora no se había analizado la idoneidad de la prescripción de antibióticos por parte de los dentistas.

Las pautas prevención de infecciones recomiendan que los pacientes con ciertas afecciones (es decir, pacientes con implantes articulares protésicos recientes) reciban profilaxis antibiótica antes de una visita al dentista. En este estudio los investigadores realizaron un análisis de pacientes adultos con visitas a un dentista de 2011 a 2015, y los resultados mostraron que el 80.9% de los antibióticos recetados no cumplían las guías y se les prescribía a pacientes sin riesgo cardíaco. Esto significa que sólo el 20.9% de las prescripciones fueron necesarias.

Instagram ICNS Instituto Twitter ICNS Instituto Facebook ICNS Instituto