Cargando...

La respuesta cerebral al porno es la misma para hombres y mujeres.

La base neural de la excitación sexual en los humanos está asociada con la orientación sexual, pero, contrariamente a la opinión ampliamente aceptada, no es diferente entre mujeres y hombres.

La excitación sexual consta de 2 componentes: la activación genital y la activación subjetiva (neuronal).

El primero se caracteriza por vasodilatación genital y diversos cambios fisiológicos que ocurren en respuesta a estímulos sexuales, mientras que el segundo se refiere al compromiso mental durante la actividad sexual. 

Se ha llevado a cabo un metaanálisis cuantitativo de todos los estudios publicados de imágenes de resonancia magnética funcional que presentaron estímulos visuales eróticos a sujetos masculinos y femeninos de diferente orientación sexual.

Los resultados mostraron que la exposición a estímulos sexuales visuales, induce activaciones significativas de la ínsula, occipital medio e inferior y la circunvolución fusiforme, amígdala, caudado, claustrum, globo pálido, pulvinar y sustancia negra.

No hay diferencias significativas en los correlatos neuronales de la excitación sexual entre hombres y mujeres. De hecho, el sexo biológico es el predictor menos relevante (con menos del 1% de poder predictivo), mientras que la orientación sexual de los participantes del estudio es un clasificador débil (15.1% de poder predictivo).

Los homosexuales expuestos a estímulos sexuales preferidos muestran respuestas bilaterales significativas en el cuerpo caudado, cuneus, declive cerebelar-vermiano, giro lingual y fusiforme, y respuestas unilaterales en el hemisferio derecho.

Los heterosexuales muestran activación lateralizada del hemisferio izquierdo y la participación de áreas subcorticales como el tálamo y el hipotálamo.

La supuesta diferencia sexual en el procesamiento neural de los estímulos sexuales podría deberse a varios factores, como el estado hormonal, las actitudes opuestas hacia el material sexual, la excitación diferenciada, los distintos niveles de motivación sexual o simplemente debido a tamaños de muestra insuficientes.

Sin embargo, este metaanálisis no apoya esta afirmación.

Si bien la amígdala es una región clave que responde a los estímulos sexuales visuales, no hay diferencias significativas a nivel del cerebro completo entre los sexos.

Los estímulos visuales sexuales inducen activación en las mismas regiones corticales y subcorticales tanto en hombres como en mujeres, mientras que las limitadas diferencias de sexo que se han encontrado y reportado anteriormente se refieren a la calificación subjetiva del contenido. 

INSTITUTO DE CIENCIAS DE NUTRICIÓN Y SALUD
c/Madrid 18. Las Rozas de Madrid 28231, Madrid.
  91 199 94 64 / 699 52 61 33 / 639 07 20 87
  699 52 61 33 / 639 07 20 87
SOBRE NOSOTROS
En ICNS te garantizamos la mejor formación privada, práctica, pedagógica y cercana, poniendo a tu disposición los métodos educativos y los mejores medios de enseñanza, siempre en constante innovación. Todo nuestro personal docente está formado por profesionales de reconocido prestigio clínico y profesores universitarios.

Con nosotros se han formado alumnos de todas las profesiones sanitarias: médicos, dietistas-nutricionistas, técnicos superiores en dietética, enfermeros, fisioterapeutas, psicólogos, trabajadores sociales, terapeutas ocupacionales, dentistas, licenciados en actividad física y deporte, farmacéuticos, así como otros profesionales científicos y de otra índole.
Instagram ICNS Instituto Twitter ICNS Instituto Facebook ICNS Instituto